Dos grandes miradas street. Parte 3: Esto no es una pipa

En los
anteriores post hablé de Andrei Tarkovski y René Magritte como las principales
influencias de los fotógrafos de Magnum, Gueorgui Pinkhassov y Harry Gruyaert  respectivamente y de sus miradas street.
Marruecos © Harry Gruyaert

© Gueorgui Pinkhassov

A raíz de sus trabajos, comenté también que me gusta pensar que la street photography transite por caminos personales pero que reivindiquen : 1) una fotografía no vaciada de contenido en el juego estético de la composición;

2) el valor de la fotografía como una finalidad y no como tema.
Y ahora me animo a agregar otra nueva reivindicación
3) que cuestione la relación entre la fotografía y las cosas (que se fotografien) basadas en la semejanza representativa.
Paso a explicar rápidamente porque llego a esto último. Quizás por esta imagen y por lo que se habló sobre ella.
La traición de las imágenes (Esto no es una pipa ) 1928 29 . Los Angeles, County Museum

A partir de esta obra de Magritte; el filósofo francés Michel Foucault le dedicó un ensayo (publicado en 1973) que tituló Esto no es una pipa. Ensayo sobre Magritte. Allí reflexiona con gran lucidez epistemológica sobre la débil ilusión que liga a las palabras (y la imagen) y las cosas que puede representar o representa. 

Según Foucault, el cuadro pone en duda la realidad en general de las cosas. En donde la representación y lo representado pueden ser dos elementos que hablen de cosas distintas sobre un acto que ocurre en la realidad o el que vive en cada uno de nosotros.
Algunos párrafos de este ensayo no tienen desperdicios y encajan como anillo al dedo con la evolución de este post.
En un pasaje el filósofo se refiere a la relación de la pintura y su representación y señala que ” la concepción imitativa en la pintura encuentra posteriormente (en el siglo XVI) su inflexión más alta en Las Meninas de Velázquez: su representación del acto de la representación. En esta obra del gran maestro español, se pinta que se está pintando. Reflexividad del cógito cartesiano, racionalismo pictórico y construcción en abismo”
El Maestro de la Escuela 1954  – Magritte

“Dicha paita imitativa – ilusionista – sigue Foucault – encuentra la crisis en la pintura occidental del pasado siglo XX con el advenimiento vanguardista”.

Por ello, desde mi punto de vista, pienso que el realismo mágico de Magritte, el expresionismo abstracto (Willem de Kooning, Rothko, etc) o el surrealismo fueron esas vanguardias que estimularon una mirada street diferente a partir de la década del ’50 del siglo pasado, en grandes pioneros como Leiter, Haas, Metzker, Stettner, Harbutt, Herzog, Friedlander…y más adelante con Pinkhassov, Gruyaert, Webb, más cercanos a mis gustos documentalistas

Acerca de marcelocaballero

Marcelo Caballero. Fotógrafo
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Dos grandes miradas street. Parte 3: Esto no es una pipa

  1. David Airob dijo:

    Desde que vi por primera vez la foto de Gruyaert que abre este post me quedé prendado de este autor.

  2. Muy de acuerdo con tus apreciaciones sobre la foto callejera!

  3. Luisa dijo:

    Muy interesante tu reflexión sobre la relación entre la fotografía y las cosas basadas en la semejanza representativa, no puedo estar más de acuerdo. La fotografía de calle tiene que ser algo más que la mera captura de una representación visual.

    En este sentido me viene a la cabeza lo que dice Constantine Manos, que contestó "Intenta no tomar fotos que simplemente muestran lo que parece" a la pregunta de qué recomendaría a un joven fotógrafo.

  4. Buena frase la de Constantine Manos, otro gran maestro.
    Creo, Luisa, que ese es el mejor camino para jerarquizar este subgénero documental.
    Un abrazo y gracias por los comentarios!

  5. Interesante reflexión, como siempre.
    El fotógrafo puede y debe intentar obtener imágenes que trasciendan a la mera realidad. Fácil de decir, pero difícil de hacer.

  6. Muy de acuerdo contigo, Carlos. Es por ello que el camino de la street photography es todo un desafío.
    Un abrazo, callejero!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *