Dulce sabor amargo de Goya en la fotografía

 Los claroscuros, iluminación, penumbras, colores fuertes siempre fueron
características inherentes a la cultura latina.  Los países del sur de Europa y de América del
Sur especialmente Brasil, gozan de estas peculiaridades estéticas y los fotógrafos no
pueden desembarazarse de esta cuestión tan familiar, tan pictórica.
Desde hace siglos la pintura de estas geografías mostraban todo ello. Ejemplos sobran. Grandes maestros como Caravaggio o
Giovanni Baglione en Italia; Goya o Surbarán en España reflejaron en sus
cuadros esos contrastes fuertes entre volúmenes y elementos urbanos. No se
puede hablar de cultura latina sin la presencia de todo ello con el protagonismo excluyente de la luz.
En 1985 el Fondo de Cultura Económica de México publicó
Dulce Sudor Amargo de Miguel Rio Branco y pronto se convirtió en un referente
ineludible de la fotografía latinoamericana de los últimos años. Un claro ejemplo del uso del claroscuro que recuerda a Goya según las propias
palabras del fotógrafo.
© Rio Branco
“Este libro es muy cercano a Goya, es verdad, la serie más
atractiva para mi es la de las prostitutas. Son colores del exterior de
Salvador, tan especiales, con momentos de luz absolutamente fascinantes” señala
Rio Branco  en una entrevista con Tereza
Siza publicada por La Fábrica (2002).
© Rio Branco
Rio Branco montó este libro (hoy en día inhallable) con textos de Jean
Yves Cousseau. El fotógrafo (él se considera a sí mismo pintor ) tenía en esos
momentos una especial fascinación por la imagen fotográfica como documento y
como expresión estética. “Quería presentar a las prostitutas en su lado más
duro sin dejar de manifestar cierta sensualidad”.
© Rio Branco
“En Dulce Sudor Amargo los temas fueron para mí el dolor y
el placer” señala Rio Branco.

© Rio Branco

“Desde el comienzo – comenta el fotógrafo nacido  en Las Palmas de Gran Canaria en 1946 –
siempre he relacionado pintura con fotografía. El dibujo encontrándose con el
collage. La fotografía encontrándose con el cine. La música con la poesía. La
poesía con el montaje. Todos estos encuentros son parte de muchos cruces en el
camino de la comprensión y expresión de mi mismo en relación con el mundo”.
© Rio Branco
Aunque parezca mentira, este libro tuvo una distribución muy
limitada y pocas personas tienen la suerte de poseer un ejemplar. “Me gustaría
ver este libro “casi inédito” reeditado y, claro está, un poco mejor divulgados.
A veces parece que no existe” señala Rio Branco en otro apartado del pequeño
libro publicado por La Fábrica.
© Rio Branco
Y para condimentar todo ello, deseo compartir un
cortometraje que realizó el autor en el corazón del Salvador,  en Pelourinho  que durante aquellos años ( se filmó a mediados de los ’80 del siglo pasado) estaba casi deshabitado y por supuesto,
era el burdel de esa ciudad.
Hasta el miércoles!

Acerca de marcelocaballero

Marcelo Caballero. Fotógrafo
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Dulce sabor amargo de Goya en la fotografía

  1. Gran video y fascinantes fotografías!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *